Las comisiones del asesoramiento financiero

En función de quién sea el gestor de sus inversiones, podría haber muchos gastos que estudiar. ¿Cuál es la mejor estructura de servicios y tarifas para su situación financiera personal? Fisher Investments España le ofrece algunas ideas.

Las comisiones que se cargan por las tareas de asesoramiento financiero son un elemento relevante de la relación entre asesor y cliente. Al igual que ocurre cuando se paga por cualquier otro tipo de servicio, el cliente tiene que asegurarse de que recibe lo que ha contratado. Por ejemplo, en una cadena de comida rápida no cabe esperar el mismo nivel de servicio de un restaurante de alta cocina. Cuando se contrata a un asesor financiero es crucial entender qué se le puede exigir.

En el presente artículo hablaremos de los diferentes tipos de sistemas de comisiones que se ofrecen en el sector del asesoramiento financiero.

Los gastos del asesoramiento financiero

Desde el 3 de enero de 2018, las firmas de inversión del Espacio Económico Europeo están obligadas a informar a los inversores de todos los gastos y honorarios relacionados con los productos de inversión y servicios que ofrecen. El cliente debe dedicar el tiempo necesario a comprender los diferentes sistemas de facturación que existen para considerar cuál es la opción que mejor se ajusta a su perfil.

Estos son algunos de los más comunes:

  • Precio fijo por un trabajo concreto
  • Facturar por horas
  • Facturar una comisión mensual
  • Facturar en función de la evolución

Aunque el pago por horas trabajadas pueda tener sentido en algunos casos, Fisher Investments España considera que los asesores deben contactar periódicamente con sus clientes para asegurarse de que las estrategias de inversión que les proponen están en sintonía en todo momento con la coyuntura y con sus metas a largo plazo. Una tarifa por horas podría desincentivar esta toma de contacto, por ejemplo, cuando los mercados sufren oscilaciones a corto plazo, lo que restaría eficacia a dichos asesores en la consecución de los objetivos a largo plazo de sus clientes.

Un servicio al cliente proactivo y cercano

Fisher Investments España ofrece los servicios de gestión de inversiones y asesoramiento financiero de Fisher Investments Europe. Al comienzo de la relación, Fisher Investments Europe le ofrecerá lo que denominamos una recomendación inicial de cartera y le cargará una comisión única por este asesoramiento inicial. Si usted elige continuar la relación, Fisher Investments Europe le facturará comisiones en función del valor de los activos gestionados. A diferencia del pago por horas, esta tarifa le permite contactar con su asesor de inversiones personal tantas veces como lo necesite o se le presente una duda sin que le suponga un gasto adicional. Asimismo, de tanto en tanto Fisher Investments le llamará por propia iniciativa para analizar su estrategia de inversión, responder cualquier pregunta que le pueda surgir y asegurarse de que los objetivos financieros no han cambiado.

En Fisher Investments Europe pensamos que la proximidad con el cliente sirve para mantener una relación sólida y sincera que genera confianza en la estrategia general. Si, por el contrario, se le cobrara por horas es muy posible que prefiriera ahorrarse la llamada a su asesor por temor a incurrir en más gastos. Este modo de proceder sería muy peligroso, especialmente en fases de alta volatilidad de los mercados, cuando las emociones tienden a nublar la razón. Es en esos momentos de zozobra –al menos así lo creemos en Fisher Investments España y Fisher Investments Europe‒ cuando el cliente debería poder hablar con total libertad con su asesor de cualquier inquietud que desee compartir. El contacto personal y accesible consigue evitar muchos errores provocados por dejarse llevar por las emociones.

Las comisiones: solo una parte de algo más importante

Las comisiones son un elemento clave a la hora de elegir un gestor de inversiones, pero no son el único hecho que se deba evaluar. El servicio más caro no siempre es el mejor y, en sentido opuesto, las opciones más económicas no siempre ofrecen una buena relación calidad/precio.

Hay otros factores importantes que tener en cuenta en la búsqueda del asesor financiero adecuado para sus circunstancias personales y metas financieras. Por ejemplo, el servicio al cliente es una parte esencial de cualquier relación financiera. Después de todo, está confiando a su asesor su cartera de inversión, sus futuros ingresos y, a la postre, la seguridad y prosperidad de su porvenir. Es fundamental contar con un profesional que comprenda sus emociones y responda a ellas de forma mesurada, de manera que le allane el camino en la consecución de sus metas a largo plazo. Aunque los fondos indexados y los robo advisors o gestores automatizados sean atractivos por sus bajos gastos de mantenimiento, un buen asesor financiero puede añadir valor a sus inversiones ayudándole a mantener la disciplina si logra que se sienta más cómodo cuando los mercados atraviesan una zona de turbulencias.

También es un elemento indispensable la buena comunicación entre cliente y asesor. Es más fácil mantener la disciplina del plan de inversión si el cliente comprende cuál es la estrategia y cuenta con un asesor personal para que le resuelva las cuestiones que vayan surgiendo y que, a la vez, pueda aplacar los temores que suscita la volatilidad. Para Fisher Investments Europe, el trato continuo y proactivo con el cliente es un elemento fundamental para ofrecerle un servicio y una formación eficaces.

Además, no queremos dejar de señalar que un buen profesional de las finanzas debe formar a sus clientes en todos los aspectos relacionados con el mercado e informar sobre cómo determinados acontecimientos influyen, o no, en la estrategia de inversión a largo plazo. En Fisher Investments Europe defendemos la formación al cliente como un objetivo prioritario: le ayudamos a comprender mejor su cartera y su estilo de inversión.

Otro aspecto que debe considerar antes de contratar a un asesor financiero es si este cuenta con un buen historial de resultados. Esto no significa que tenga que esperar unas ganancias espectaculares todos los años; de hecho, si fuera así podría ser un indicio de que el asesor está asumiendo muchos riesgos, lo que es insostenible a largo plazo. Es mejor estudiar cómo se ha comportado una cartera durante todo el ciclo económico, para lo que puede plantear preguntas como las siguientes: ¿el asesor ha intentado predecir el comienzo de un mercado bajista? De ser así, ¿con qué frecuencia lo ha conseguido?

Aunque estas consideraciones no pueden cuantificarse, la correcta relación entre cliente y asesor no tiene precio. Por ello, a la hora de evaluar las distintas tarifas que se le ofrecen, deben tenerse en cuenta los servicios y la formación financiera que le ofrecerá el asesor.

Contacte hoy mismo con Fisher Investments España

Fisher Investments España le puede ayudar a entender mejor los mercados financieros, los diferentes tipos de asesores financieros y las comisiones de aplicación. Estamos comprometidos con la formación de los inversores y en ayudarles a definir y alcanzar sus objetivos a largo plazo. Si desea más información, descárguese una de nuestras guías de inversión o contacte con nosotros hoy mismo para concertar una cita.

Invertir en los mercados implica un riesgo de pérdida y no existe garantía de que todo o parte del capital invertido sea reembolsado. Rendimientos pasados no garantizan ni predicen de manera fiable rendimientos futuros. El valor de las inversiones y los ingresos procedentes de las mismas están sometidos a la fluctuación de los mercados bursátiles mundiales y de los tipos de cambio internacionales.